lunes, 26 de marzo de 2007

7. ...SONRISA QUE TRAJO EL MAR

...Y tú te preguntarás... ¿qué guarrada es ésta...Y yo te contestaré... es "una sonrisa" que me trajo el mar...
Hace dos veranos... Yo, recién operada, obligada únicamente a caminar por la orilla... Quince días caminando... quince días finales de recuperación...

El lugar escogido... LOS CAÑOS, en Cádiz.

...Y qué aburrimiento anda que te anda... sin poder echarme una "nadaita" ni "na"... Sólo remojando mis pies descalzos, con mis uñas rosas... pero nada más...

Era uno de esos días que amaneció nublado... Resaca en el mar... levante de verano...

Paseaba sin rumbo...(bueno, rumbo arriba, rumbo abajo... rumbo de ida, rumbo de vuelta...)

...Y pensaba el "la mar" (queda más poético así) y en lo que arrastra... Recordaba cómo de pequeñita nos divertíamos todos los primos esos días de mar agitada... Triste y melancólica...

Los días nublados no me gustan... Son la tristeza del cielo...

...Vagaba pensativa cuando... "la mar" me trajo su sonrisa.... Sonrisa ella, de dientes de abajo nada más. Porque, aunque su colocación puede llevar a equívocos... es una sonrisa de dientes de abajo, pero al revés...

Mi chico me prohibió fotografiar la sonrisa que me regaló "la mar"; ya se sabe... malos presentimientos, supersticiones antiguas... Decía que daba "mal bajío"...

Pero me escapé por la tarde, e inmortalicé aquella sonrisa que me trajo "la mar"...

-¿una sonrisita?- dije con entusiasmo...

...Pero "ella", cual Pantoja cansada, debió pensar:

-...Dientes, dientes... enseña los dientes que eso es lo que quieren... Dientes...

...Y eso es lo que le muestro: DIENTES.


...El milagro se hizo...brotando de mis labios la esperada mueca... imaginado ese "momento sunami", en el que alguien perdió su dentadura... Ese macho ibérico en tanga-demasiado atrevido para su edad-... Esa esposa observando la cara arrugada que le quedó al macho después del revolcón, horrorizada... Y ese hombretón -sin haberse percatado de lo ocurrido- susurrando a su señora:

-"Ché, ché, ché"... no me mires así...¡que yo también me he "asustao"...!!!
(el caso es que, fijándome bien en la foto, "pegamento", lo que se dice "pegamento"... llevaba una "jartá"...)

3 comentarios:

webmaster dijo...

Muy bien chavelin! No dejas de sorprenderme con tu avanzado diseño en el blog.
Enhorabuena!

Lumen Dei dijo...

Esa piñata debe proceder de algún alma veterana, que se asomaba a la terraza del camarote de su crucero de lujo para arrobarse contemplando la belleza de la luna en altamar, y acaso con el ralente de la noche, le dio fresco, estornudó... y acabó el crucero a base de purés, batidos y silencio, sobre todo la boca cerrada.

Pero mira, así dio lugar a tus reflexiones poéticas, y a tus refracciones fotográficas.

Anónimo dijo...

Ole ole, mu bonito el escrito que he podido leer, aunque pa otra vez elije otros colores porque creo que voy a soñar con la dentadura echando chispas.

Me gusta el nombre del blog